Skip to content

Servicios de ingeniería: Una historia sobre el pasado de la subcontratación

servicios de ingeniería

Los servicios de ingeniería han estado en constante cambio y adaptación desde hace 25 años, y, tanto las empresas de mecanizado como las empresas de subcontratación, también han sufrido la evolución del sector.

Durante esos años, la actividad principal estaba centrada en el desarrollo del trabajo, y poco a poco, las empresas de servicios de ingeniería fueron comprando más medios con el objetivo de crear nuevos puestos de trabajo, y, en definitiva, crecer.

Hoy, te traemos la historia en primera persona, de un experto de esta industria de servicios de ingeniería, donde nos cuenta cómo ha sido esta evolución y como él, en un tramo de 25 años en la industria de la ingeniería, ha vivido todo el proceso de cambio en las formas de trabajar y de cómo la adaptación al cambio es la única vía para poder continuar manteniendo la excelencia en sus diseños, aquí te dejamos la primera parte, podrás ver la segunda y tercera en nuestras próximas publicaciones.

El pasado de los servicios de ingeniería

Hola a todos,

Permitidme que me presente. Mi nombre es Camilo y tengo una historia que contar, la cual me gustaría compartir con todos vosotros. Esta historia en ocasiones podrá resultar un episodio de algún desconocido relato dramático, en otros momentos parecerá un simple relato sin adjetivos, pero en su mayor parte, se ha tratado de una historia de aventuras. La aventura de vivir, sufrir, disfrutar, y siempre una aventura de pasión y superación. La historia de una vida, al fin y al cabo. Mi vida, para ser precisos.

¿Cómo eran los servicios de ingeniería y subcontratación hace unos años?

Esta historia, mi historia, mi apasionante aventura, comienza hace 25 años, mucho tiempo, pero os aseguro que ha pasado muy, muy rápido. Como os he dicho, hace 25 años, debido a mi situación personal, que ahora no es relevante, a mi formación, y a mi espíritu emprendedor, inicie una aventura apasionada. Todo comenzó con el embrión de lo que hoy en día es una empresa de mecanizado, una empresa de subcontratación de servicios de ingeniería, un taller de mecanizado etc. Podéis llamarlo como prefiráis.

La aventura comienza con un atrezo minimalista: un centro de mecanizado, un taladro, un tornillo de banco, … y poco más.

Por aquel entonces mi actividad personal se centraba en encargarme de todo, es decir: trabajar, trabajar y trabajar. Lo que significaba mucho esfuerzo, jornadas infinitas, y con un único anhelo: al menos, sobrevivir. Con el tiempo, fui comprando más medios, con la intención de hacer más, de crear puestos de trabajo, en definitiva, de crecer en el sector de los servicios de ingeniería.

Como tampoco quiero que esta historia resulte muy tediosa, os diré que, durante muchos años, mis tareas se limitaban a mecanizar como uno más en la empresa, a gestionar al equipo de compañeros, y a tratar de conseguir que los clientes estuvieran satisfechos.

¿Qué aspectos de mejora detecté con respecto a los servicios de ingeniería?

Con el devenir de los años, me fui percatando de varios aspectos de mejora en el ámbito de los servicios de ingeniería que no resultan sencillos de abordar:

  1. Un taller pequeño, no se podía gestionar de la misma manera que una empresa con más capacidades.
  2. Existían muchas empresas con capacidades muy similares.
  3. Para estar en la mente del cliente como la primera opción, teníamos que buscar el factor diferencial.
  4. Dificultades de conseguir proyectos, lo que suponía crear una estrategia para atraer dichos proyectos.
  5. La necesidad de disponer de mejores máquinas, herramientas y medios era real.
  6. En todos estos puntos de mejora, la calidad era también un factor clave.
  7. El trabajo que se desempeñaba cada vez requería de soluciones más complejas.
  8. La necesidad de delegar tareas.
  9. Necesidad de disponer de recursos indirectos.
  10. El impacto directo de las crisis.
  11. Estrategia para hacer frente a estas crisis, y, sobre todo, estar mejor preparados que la competencia.
  12. La importancia de siempre aportar valor a nuestro cliente.
  13. Unido a esto, ofrecer facilidades a los clientes y al trabajo que haya que hacer.
  14. El mercado siempre espera y precisa lo mejor de cada empresa.

Todo esto que tan sencillamente os cuento, como bien sabéis cada uno de vosotros, es la consecuencia derivada de una larga carrera de fondo, porque en este, nuestro negocio, nuestro modo de vida, las carreras siempre son de fondo, no existen de otro tipo. Sobre todo, en los servicios de ingeniería.

Como ves, Camilo pone a nuestra disposición un gran análisis sobre el pasado del sector de los servicios de ingeniería. Teniendo todo esto en cuenta, ¿te ves identificado con su experiencia? ¿Has podido evolucionar a medida que te has enfrentado a los retos que nos comenta?

No te pierdas el siguiente post, Empresa de mecanizado: Una historia sobre el presente de la subcontratación, donde contamos con el segundo capítulo de su experiencia y conocemos de primera mano, cómo se encuentra su empresa de servicios de ingeniería en la actualidad.

Artículos recomendados

organización de la empresa

NUEVAS FORMAS DE ORGANIZACIÓN DE UNA EMPRESA: La transformación digital el camino hacia la fluidez organizacional

Tabla de contenidos Los profesionales de la industria se enfrentan hoy a un creciente dilema sobre las formas de organización de una
SEGUIR LEYENDO
IATF 16949

¿QUÉ ES LA IATF 16949? LAS NORMAS DE CALIDAD EN LA INDUSTRIA DE AUTOMOCIÓN

La IAFT 16949 es una de las normas más complejas y exigentes en la industria de la automoción. En el
SEGUIR LEYENDO
Proceso de control de calidad

Proceso de control de calidad: ¿Por qué mejorarlo en la industria automóvil?

El proceso de control de calidad es totalmente integral y completo en la industria automóvil, esto es debido a que
SEGUIR LEYENDO